22 May 2018

GORRO PARA REDUCIR EL RIESGO DE ALOPECIA TRAS LA QUIMIOTERAPIA

0 Comentarios

Estos días ha salido una notica en los medios de comunicación al respecto de un dispositivo que disminuye la caída del cabello como consecuencia de la quimioterapia.

Dado que este es uno de los efectos secundarios que más impacto psicológico genera en nuestros pacientes decidí investigar un poco acerca de dicho dispositivo, llamado DIGNICAP(hay algunos otros)

El DIGNICAP es un sistema de enfriamiento del cuero cabelludo.

Ya en los años 70 hay estudios que demuestran la efectividad del frío en la disminución de la pérdida de cabello como efecto secundario de algunas quimioterapias. El enfriamiento continuo estrecha los vasos sanguíneos, reduce el flujo de sangre en el área y disminuye el metabolismo de las células del folículo capilar, con lo que se reducen los efectos tóxicos de la quimioterapia en el cabello.

En la actualidad se ofrecen gorros conectados a máquinas refrigeradoras que mantienen una temperatura baja en los gorros durante su uso. Anteriormente se usaban gorros que debían mantenerse congelados y que se iban cambiando cada media hora durante las sesiones de quimioterapia.

Hay varios dispositivos pero DIGNICAP es el primero autorizado por la FDA ( Administración de alimentos y medicamentos de América)para su comercialización.

En Mayo de 2018 se ha presentado un estudio en el congreso anual de la Sociedad de enfermería oncológica en el que se presentan resultados sobre el DIGNICAP. Este estudio y varios más que se han realizado, está realizado en pacientes diagnosticadas de Ca de mama. Los resultados muestran que el DIGNICAP reduce hasta en un 50% la caída del cabello.

En los artículos que he revisado he visto que la efectividad del dispositivo varía según la edad de las pacientes y al tipo que quimioterapia a la que han sido sometidas. 

El DIGNICAP resultó ser más efectivo en pacientes sometidas a ciclos combinados de docetaxel-ciclofosfamida y paclitaxel-carboplatino que en otros ciclos que han sido estudiados. Por ejemplo en el caso de ciclos de docetaxel-doxorrubicina-ciclofosfamida la pérdida de cabello no se pudo evitar. En ciclos secuencia les de poliquimioterapia con fluorouracilo-epirrubicina-ciclofosfamida seguido de docetaxel o doxorrubicina-ciclofosfamida seguido de docetaxel, la tasa de éxito del sistema de enfriamiento del cuero cabelludo fue del 30%.

Por tanto, como siempre sucede, las noticias que vemos en la prensa siempre hay que poder recibirlas con ciertas reservas, ya que todo tipo de tratamiento debe ser individualizado.

Lo que es cierto es que un procedimiento tan simple y a la vez poco lesivo puede favorecer, en algunos casos, a las pacientes a las que se le aplique, disminuyendo un efecto secundario que a nivel psicológico lleva a un 8% de las pacientes a rechazar ser sometidas a tratamiento de quimioterapia.

[top]